Lewes FC dio una lección de igualdad al mundo

agosto 15, 2017

217 vistas

Lewes FC fue fundado en 1885 en Inglaterra, su equipo masculino pertenece a la División Isthmian, que es equivalente a una liga regional en cualquier otro país europeo, un club poco conocido, pero que en las últimas semanas ha estado en todos los medios de comunicación del mundo por una plausible decisión: Igualar los sueldos de su equipos femenino y masculino.

 

Los números entre los mejores del mundo tiene una gran brecha: La mejor, Alex Morgan percibe tres millones de dólares al año, la mayor parte gracias a patrocinadores, mientras que Cristiano Ronaldo, factura alrededor de 87, 6 millones de euros por año.

 

Esta diferencia alcanza a los temas de inversión, infraestructura y organización, ya que aunque las mujeres corren, saltan, entrenan, compiten, como los hombres, una entrada para ver la final del Mundial de Fútbol Masculino es cinco veces más alta de la del Mundial Femenino y el premio no se salva de la desigualdad, la selección campeona de hombres recibe 17 veces más que la de mujeres.

 

Es por eso que el club Lewes FC marcó el camino, dio una lección que trascendió fronteras, dando esperanza a las más de 30 millones de jugadoras de fútbol profesional, de poder ser retribuidas como merecen, “En el Lewes FC creemos que debería haber una igualdad de condiciones en el fútbol. Al comprometernos a pagar de forma equitativa a nuestros jugadores y jugadoras y a proporcionar recursos iguales, esperamos provocar un cambio en todo el Reino Unido que ayudará a poner fin a las excusas de por qué hay una disparidad de salarios”, declaró la presidenta del club, Jacquie Agnew.

 

Pero la decisión del club Lewes implica también, proporcionar los mismos recursos en uniformes, material de trabajo e infraestructura. Los entrenadores del club no ocultaron su alegría tras la medida, “Utilizamos el mismo terreno de juego, las mismas instalaciones, el mismo balón, todos soñamos con ver triunfar a nuestro equipo, sea masculino o femenino” señaló Darren Freeman, DT del equipo masculino.

 

Mientras que John Donoghue, entrenador del equipo femenino se mostró orgulloso por la medida: “Hemos enviado una señal poderosa, no solo a nuestros jugadores y club, sino a toda la comunidad del fútbol, que el fútbol femenino merece tener la misma voz el mismo apoyo que el fútbol masculino. Es fantástico que la jugadoras tengan la mismas recompensas que sus homólogos por hacer el mismo trabajo”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *